Aylin Rosewood

Ir abajo

Aylin Rosewood

Mensaje por Niskis el Mar Dic 19, 2017 11:49 pm


La naturaleza puede ser cruel.
Desde pequeña he amado a los animales, las flores me enamoraban y los forestales eran mi meta, sí, soy Aylin Rosewood una elfa que pasó toda su vida dedicándole un gran amor a la naturaleza y a su pueblo, hasta que ya saben, pasó lo de Quel’thalas. Antes de eso vivía con mi padre un forestal experimentado, tenía a su fiel compañero Brin, un águila bebé, él decidió rescatarla de una caza de unos ilegales, los detuvo y la adoptó, Brinn fue como mi mejor amigo de la niñez, yo lo alimentaba y siempre lo peinaba, era un águila muy creída, pero sin duda era bella. Yo le decía a mi padre que quería ser como él entonces me entrenaba con toda la paciencia, fui burlas de algunos porque siempre destaqué por ser muy pequeña, pero en varios casos ser pequeña era bueno, alcanzaba en madrigueras, podía vendar sin que se dieran cuenta por mi tamaño, todo para mi iba bien hasta que sucedió lo de Quel’thalas, habían arrasado mi casa unos no-muertos, teníamos que ir a la salida de atrás, pero luchamos arco con arco mi padre y yo, pero uno podía solamente salir con Brinn, fue ahí cuando mi padre me dijo que alzara a Brinn y que huyera muy lejos, yo lloraba, había perdido a mi familia, solo me quedaba mi compañero.

Decidí no seguir los caminos donde mi gente iba, quedándome con la Alianza, participé en varias misiones antes de partir a la gran búsqueda de Stormheim. Todo salió mal. Pero antes Brinn era aún muy pequeño para luchar así que decidí dejarlo a cuidado de una amiga humana bastante amigable…

Y fue ahí donde todo se nubló de sangre, conocí de camino a un mago elfo, un humano y demás, pero comenzó a caer sangre y entre la neblina. ¡Pum! ¡Mutaciones extrañas devoraban a los aliados! Hasta caer en Stormheim, no sé cómo salí viva pero fue suerte, al igual que los que se sacrificaron para que viviéramos y nos dirigiéramos a un asentamiento, lo conseguimos, solo Zenaen y yo, me rompí la muñeca pero lo conseguí. Luego conocimos a Joel, Eibion, Robinson, eran inteligentes los tres, pero Joel era el que mejor me cayó, sin duda es un huargen apuesto tengo que decir, pero su actitud seria sería imposible que se fijara en mí. Ahora he combatido con muchos mutantes, solo quiero sobrevivir, y fue donde murió Robinson en una recolecta de frutos… No me perdonaré por dejarlo morir, aunque ni supiera lo que pasó. Pasaron unos días y Joel quemó un puente, el Thane estaba furioso que hasta nos quería mandar en una investigación sin rumbo hasta Totem del Trueno, Monte Alto. Pero a Joel se le ocurrió limpiar la zona donde murió Robinson para cultivar, le hice caso y le ayudé, pero había una araña mutante enorme que daba demasiado miedo. Fue una pelea larga y cansada, pero lo logramos gracias a la caballería, Zenaen e IShana. Ahora Joel quedó paralizado y tuve que cuidar de él, estuve descubriendo que…Me parecía atractivo y puede que me gustase… Pero no lo sé, no  debo precipitarme, no hay tiempo para amores juveniles. ¡Solo tenemos que sobrevivir!
avatar
Niskis
Admin

Mensajes : 13
Fecha de inscripción : 09/12/2017
Edad : 20
Localización : Costa Rica

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.